Se encuentra usted aquí

¿Sabías qué...

...Carlos Gardel estuvo en numerosas ocasiones en España?

Martes 04 de Febrero, 2014

Al otro lado del Atlántico, concretamente en Argentina, empezó a gestarse una nueva música popular cuya fama se generalizó a partir de principios del XX.Nos referimos al tango. La principal figura que contribuyó a su fama internacional fue el cantante Carlos Gardel (1890-1935).

Este “pensamiento triste que se baila”, en palabras de Santos Discépolo, uno de los letristas de tango más conocidos, se propagó rápidamente por España. El tango se escuchó aquí por primera vez en los viejos cilindros de Edison pero, hasta los años veinte, no hubo cantantes de tango en nuestro país.

La carrera de Gardel comenzó en la segunda década del siglo XX, cuando grabó Mi noche triste, considerado el primer tango de la historia. A partir de su colaboración con José Razzano y del éxito de esta nueva música, Gardel hizo varias giras por el mundo. En la primera (1923), recorrió con su equipo Brasil, Uruguay y España, donde debutó en el Teatro Apolo de Madrid el 10 de diciembre con gran éxito. Acompañado de Razzano, sus guitarristas José Ricardo y Desiderio Barbieri, había embarcado rumbo a nuestro país a bordo del transatlántico Antonio Delfino y desembarcó en Vigo el 5 de diciembre. Fue contratado por el empresario Francisco Delgado para dos funciones diarias en el teatro Apolo y, tras las fechas navideñas, en el circo-teatro Price de Madrid. Finalmente, en febrero de 1924, Gardel pisó de nuevo tierra argentina tras su agotadora gira, en la que tuvo tiempo de reunirse con personalidades de la talla de Jacinto Benavente o Ramón María del Valle Inclán.


Pero no fue esa la única ocasión en que Gardel vino a nuestro país, donde siempre recibió el cariño del público. Así, el 5 de noviembre de 1925 actuó en el teatro Goya de Barcelona y, en enero de 1926, se trasladó a Madrid, donde llenó día sí y día también los teatros.


A Carlitos Gardel, como se le conocía popularmente, le llovían los contratos y en noviembre de 1927 volvió a Barcelona, hasta que, de nuevo, le volvió a reclamar la capital. En febrero de 1928, hizo una gira por el norte peninsular –Bilbao, Santander y San Sebastián–, regresó a Barcelona y embarcó otra vez a Buenos Aires.


La cuarta vez que vino a España, en septiembre de 1928, actuó en Barcelona, y en abril de 1929 actuó tanto en Barcelona como en Madrid. Empezaba la década de los 30 y Gardel era cada vez más reclamado por el público español. Volvió a Barcelona en verano de 1932, donde grabó en el Odeón de esta ciudad. Y todavía hay constancia de otro viaje: en noviembre de 1933, desembarcó en Barcelona para un viaje relámpago antes de dirigirse a París. Visto lo visto, Carlos Gardel sería francés o uruguayo de nacimiento, y argentino de adopción, pero, sin lugar a dudas, era español de corazón. Por: Alberto de Frutos

Otros artículos de:

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
By submitting this form, you accept the Mollom privacy policy.