Se encuentra usted aquí

Infiltración nazi en norteamérica

Jueves 23 de Agosto, 2018
Uno de los aspectos menos conocidos del espionaje alemán es la creación de anillos de espías –spy rings– en territorio norteamericano durante la época de Entreguerras, que servirían como vital fuente de información para la carrera armamentística.

Uno de los aspectos menos conocidos del espionaje alemán es la creación de anillos de espías –spy rings– en territorio norteamericano durante la época de Entreguerras, que servirían como vital fuente de información para la carrera armamentística.

Uno de los más sorprendentes hombres del espionaje alemán en EEUU fue Frederick “Fritz” Joubert Duquesne. Este personaje rodeado de sombras, aventurero, periodista, veterano de la guerra de los Bóers y espía al servicio de Alemania en las dos guerras mundiales, consiguió crear una red de enlaces y confidentes gigantesca que obtenía información sobre los inventos más avanzados de la Armada y otros departamentos gubernamentales estadounidenses, así como planes de organización, evacuación y muchos otros datos de gran valía que hacía llegar a sus superiores de la Abwehr en Berlín.

Finalmente, sería objeto de un plan orquestado por el FBI con la ayuda del agente doble William Sebold que desmantelaría aquella inmensa red en uno de los momentos más delicados de la historia norteamericana.

Asimismo, en 1942 desembarcaban en suelo estadounidense dos submarinos alemanes, enviados también por la Abwehr del almirante Canaris, con la ambiciosa misión de realizar sabotajes y sembrar el terror en el interior del país, en el que sería el primer intento serio de infiltración en el mismo hasta los atentados del 11 de septiembre de 2001.

Una operación detallada en el libro, conocida con el nombre en clave de “Pastorius”, que finalmente se frustraría por la delación de uno de los saboteadores, el alemán George “John” Dasch.

Otros artículos de:

Añadir nuevo comentario